MALDITO DUENDE

Hé oído que la noche es toda magia, y que un Duende te invita a SOÑAR

Colores y Destino

Posted by Fernando Narvaez en julio 4, 2006

Cuando la mañana invadió a Karina, el plomo del cielo amenazaba con caer sobre su cabeza. Se levantó sigilosa, pendiente de no romper el silencio que reinaba en su departamento. Si bien vivía sola, le gustaba imaginar que sus ruidos matinales, pudiesen despertar a la persona que, ella soñaba, dormía a su lado. Imaginación que sólo podía producir la insistente soledad. A ésta altura de la mañana, Karina, ni se imaginaba que el marrón, sería el color que marcase su destino.

Damián compartía la pieza de la pensión con un sujeto que, según le habían dicho, era su hermano. Si bien él nunca lo creyó, aprendió a aceptarlo como tal. El supuesto hermano, era un chico de unos 12 años y Damián lo ayudaba en todo lo que estuviera a su alcance, lisa y llanamente… lo mantenía.

Para sobrevivir, Damián tenía dos trabajos: por la noche era mozo de un bar, si bien no gozaba de un sueldo alto, las propinas se constituían en una muy buena razón para que Damián se sometiera al maltrato sistemático de los clientes.

Al momento de despertarse en esa mañana plomiza, había dormido apenas dos horas. Ese pequeño sueño le daba las fuerzas necesarias para ir en busca de las facturas para el desayuno, antes de ir a su otro trabajo. Damián ni se imaginaba que el verde, sería el color que marcase su destino.

Karina trabajaba en un banco en el centro porteño. Al igual que Damián, se hallaba sometida de forma constante al maltrato de los clientes. Ese viernes iba a ser un día demasiado largo, la suma de los malos tratos, más el cielo gris y el ambiente húmedo, pronosticaban para Karina y para cualquiera, una jornada demasiado larga. El marrón se le acercaba y ella ni lo intuía.

Damián, además de mozo, trabajaba de carterista. Su especialidad eran las carteras de las damas y los bolsillos de los caballeros (como era de esperarse). Damián era tan sigiloso como Karina al despertarse, con la cartera te robaba el alma. Sus dedos se deslizaban con tanta cautela que te devolvía la billetera al bolsillo o a la cartera sin que vos te inmutaras. Estamos de acuerdo, era un ladrón, pero tenía principios, se robaba tu dinero, no tus afectos y te devolvía la billetera dejándola tal como la tenías y en la misma posición. Era el maestro del “carterismo”. El verde se le acercaba y él ni lo intuía.

Karina vivía en Villa Urquiza y viajaba al centro en subte. Hacía el trayecto que va desde Los Incas hasta Florida en los horarios de mayor afluencia de pasajeros. Viajaba sintiendo lo que sienten las sardinas en una lata, difícil era que se pudiera sentar. En realidad nadie viaja sentado a esas horas, sino que lo hacen amontonados en los asientos. Esa tarde de viernes el marrón se acercaba y Karina sufría su viaje de vuelta.

Damián aprovechaba los horarios de mayor cantidad de pasajeros para desarrollar su “arte”. Yo ya lo conocía porque lo había visto trabajar contra varios pasajeros y contra mí mismo; cuando me vio, decidió que el vagón no era seguro y pensó que lo mejor era darse vuelta y encaminarse hacia el siguiente. Esa tarde de Viernes el verde lo esperaba a la vuelta de mi vista y Damián sufría por no poder atacar a su víctima.

La combinación del rojo y el blanco nos da el rosa, la del amarillo y el rojo nos tira un naranja. Con el amarillo y el azul obtenemos el verde, si lo hacemos con el rojo y el azul nos cargamos con el violeta… para Karina y Damián fue todo distinto, el verde de los ojos de ella y el marrón de los ojos de él, combinaron en amor a primera vista, sus ojos combinaron en letalidad y ya nada hizo recordar al gris plomizo de la mañana. Damián se olvidó de la cartera siguiente y Karina supo al instante que a partir de la próxima mañana, debería levantarse más sigilosa que de costumbre.

Se bajaron juntos en la estación Carlos Gardel y fueron a tomar un café en el Abasto.

Fernando A. Narvaez

Anuncios

24 comentarios to “Colores y Destino”

  1. gons! said

    chan!
    Y el Maldito volvió más Duende que nunca.
    Esas historias me hacen acordar a… ok, acá no hay subtes, pero también se conjugan marrones con pardos, Joaquines Sabinescos con Violetas, etc, etc, etc. Bue… otro día explico. Lo importante es que volviste.
    Un abrazo, y si, estoy escribiendo para el carajo, pero no es de ahora, es desde siempre.
    Cuidate pibe. Saludos a la familia.

  2. Princesa said

    Que bueno que apretó el play de nuevo!!!!!
    Duendecito, toda una alegria en esta tarde de sol, volver a tenerlo por aqui.
    Me gustó la historia con la que comienza otra vez a deleitarnos.
    Besos inmensos de feliz regreso 🙂

  3. So said

    …lindo cuando los colores se mezclan!
    buen regreso y contenta de saberte cerca!

  4. Tamara said

    La verdad que estos personajes, como tantos otros, que conviven con el maltratos de “algunos” clientes, se merecen alguna explosion de colores que empiece con algun café en cualquier estacion de cualquier barrio porteño, o en donde sea…carterista, cajera de banco, empleada, vendedor de panchos…haga lo que haga….
    Un abrazo maldito en este dia humedo gris, coloreado a una especie de naranja bastante alegre por ciertas compañias y verde por ciertos….esteeeeee…..líquidos

  5. Maguila said

    Bueno Fer, volviste con todo, el template excelente, el cuento como siempre hermoso….la estacion Carlos Gardel….algún día volvere por ahi….algun día.
    Abrazo y feliz regreso.

  6. Rochi said

    La verdad uqe estas historias de desconocidos que se encuentran me gustan mucho.
    Será qeu alguna vez alguien me vio a mi… tan solitaria en algun lugar y escribio algo? que egocentrico lo mio, pero siempre lo pienso….
    A mi un subte que me marco mucho es la Línea A, mas precisamente en Primera Junta…

  7. GONS!: ¡No! ¡Explíquese ahora! ABRAZÓN

    PRINCESA: Gracias a usted por sus palabras y… ya que está, si puede ¿no nos manda un poco de solo que acá está horrible? BESAZO

    SO: El Duende no se aleja. BESOTE

  8. TAMARA: ¡Qué quilombo que me hace! Igual la quiero mucho. BESOS

    MAGUILA: Ni en pedo me voy de verdad, sólo me alejo un poco. Gracias por estar siempre… ABRAZÓN

    ROCHI: Si yo, en algún momento, la vi solitaria por ahí, no dude de que escribí sobre usted. BESOTE

  9. Cada vez que te leo, mi alma se conmueve, sos un duende duende de Buenos Aires, te vas , venis y nos contas historias de encantamiento donde nada queda igual.

    Policromia de colores y maravillas.

    A sus pies

  10. Brisa said

    Tus letras son como un arco iris, me gusta cuando mientras leo compongo mis propias imágenes de la historia y una vez más lo has conseguido.
    Un abrazo

  11. MALENA: Es que la conmoción está en sus ojos, y me halaga poder pagarle de la misma manera. Conmoción tenemos cada uno de nosotros al pasear por su blog. Nos vamos y algunos volvemos, los que no lo hacen, en muchos de los casos, quedan en nuestro corazón. BESAZO

    BRISA: ¿Quién pudiera ver esas imágenes? BESOTE

  12. Y el Duende está de vuelta … qué alegría y qué gusto seguir disfrutando de su magia; pero qué placer tan delirante es cuando además de combinarse los colores, se combinan los tiempos y espacios: entre luces y sombras que llenan de misticismo eso que se desea tanto tanto.
    Abrazos

  13. LaPatagonika said

    Bueno…muy bueno, y no me refiero sólo a su regreso. Abrazo sureño para ud. y la promesa de un Saurus compartido.
    La Patagonia espera vuestra visita…
    Abrazo.

  14. jorge said

    un placer leerlo de vuelta…

    abrazos

  15. SUSANNCASTILLO: ¡A la sandanga! ¿todo eso? BESOS

    LAPATAGONIKA: Un placer, sabiendo quien es, tenerla por acá. Gracias por la causa que está llevando adelante con “determindado sujeto” y por su visita a mi humilde espacio. BESAZO

    JORGE: El placer de tenerlo, ya me pongo al día con sus letras. ABRAZÓN

  16. Ç said

    Los colores de las palabras hermosos. Un beso

  17. Emma said

    Duendeeeeeee!!!!!!!! Ya volvió!! Qué suerte!
    Y yo que pensaba volver a pasar por acá a principios de agosto más o menos. Esto no fue una pausa! Fue más bien un salto en el CD.

    Vuelvo gustosa a leer sus posts harrrrmosos.
    Un besooooo!!!!!!!

  18. Ç: Y es que los colores están en todas partes. ¿por qué no en las palabras? BESOS

    EMMA: Si quiere vuelvo en agosto… como usted me diga. BESAZO

  19. Chiaralice said

    Bellissimo. It’s a pity that I can’t write in Spanish. I wrote something about colours sometimes ago and I would like very much you to read them and tell me what you think about it. Well, I juat have to learn your beautiful language!

  20. arwën said

    desaparezco unos días y volvés con todo.
    ¡incredibol!
    me encantó, amigo, estas son las historias que me ablandan il cuore.
    besotes…

  21. CHIARALICE: FORZA ITALIA! Felicidades por el Campeonato del Mundo. BESOS

    ARWËN: ¡Qué bueno eso de ablandarle el cuore! (me podría haber traducido el comentario anterior, no? ) BESAZOS

  22. arwën said

    uy, no me había dado cuenta!
    traduzco:

    “bellisimo. es una pena que no pueda escribir en castellano. escribí algo sobre colores un tiempo atras, y me gustaria que lo leas y me digas lo que pensas. bueno, voy a tener que aprender tu bello idioma!”

    besos!

  23. Romau said

    Che, describimelo al punga ese, que yo tomo el B, así si lo veo me cuido!!!
    Feliz regreso, un poco tarde, pero anduve con mucho laburo…
    Te cuento que tengo un cuadro que hice cuando tenía 5 años que es casi, casi igual.

    Abrazotr.-

  24. ARWËN: Mil gracias, después páseme la cuenta. BESAZO

    ROMAU: Ese punga mientras esté con Karina no trabaja más. ¿lo pongo como autor del cuadro?
    ABRAZÓN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: