MALDITO DUENDE

Hé oído que la noche es toda magia, y que un Duende te invita a SOÑAR

El Loco de la Trompeta

Posted by Fernando Narvaez en abril 8, 2006

Bartolomé González era trompetista. Tenía profunda admiración por Louis Armstrong y soñaba tocar alguna vez como Miles Davis. Vivía en la zona de Villa Urquiza y tocaba su trompeta en algunos bares de lo que antes se conocía como Palermo Viejo.

Lo conocí como se conocen las grandes cosas, de casualidad. Fue en uno de esos lugares, tenía el pelo tan blanco que denotaba, claramente, cada uno de los muchos caminos andados y conjugados con las notas de su trompeta.
Era un virtuoso de su instrumento, coloreaba con climas cada uno de los rincones inhabitables de los tugurios en los que nos esculpía su música. Te juro que volabas a todos esos lugares en los que soñaste estar y, si osabas cerrar los ojos ante su música, podías despertarte de golpe en un paraíso de sensaciones jamás descubiertas.

Fue un sábado por la noche cuando lo vi errar en más de una nota ante la mirada penetrante de Nayla; una morocha de ojos verdes y pechos impactantes.
Veinte años menor que él, lo atrapó en las redes del deslumbramiento y le mostró el camino a la recuperación de la juventud que creía perdida. De más está decir, que Bartolomé se enamoró perdidamente.

Desapareció de los lugares habituales y no volvió a los bares. Supe más tarde que se había ido a vivir con la morocha a su casa de la calle Nahuel Huapi. Sólo tocaba para ella en el living de su casa.
Tuve la suerte de pasar una tarde por su ventana y escuchar su trompeta, no cabían dudas, era Bartolomé. Pude ver a Nayla recostada en el sillón disfrutando como reina exclusiva del edén musical.
Comencé a presenciar sus mini recitales de manera clandestina, escondido entre los malvones de su jardín y a la sombra de su parra.

Pasaron tres meses desde su desaparición pública y una tarde fría de agosto, su trompeta, también desapareció de la casa de Villa Urquiza. Otra vez, no volví a saber de él.
En septiembre, al asomar el hocico de la primavera, me lo encontré por la calle. Iba desalineado en su aspecto y con su trompeta oxidada en la mano. Intentaba tocar algún tema de Miles Davis, pero era inútil. Su música lo había abandonado. Lo miré desde la vereda de enfrente cuando escuché que un pibe le decía a otro en la vereda: "Ahí va el loco de la trompeta"
Me crucé al instante y le pregunté cómo andaba. Me dijo que estaba en su mejor momento, que la vida no le sonreía pero sí, se le cagaba de risa. Nayla se había ido con un muchacho de su edad y que él comprendiendo que el amor, si bien no tiene edad combina mejor en la contemporaneidad, la dejó ir. A cambio, él paseaba por el barrio tocando para ella todo lo que le gustaba y la hacía vibrar. Al fin y al cabo, decía, ella puede aparecer en cualquier esquina.
Hay gente que cuando pierde el amor se le da por escribir, encerrarse, salir a bailar, buscar reemplazo o bien, como a él, tocar la trompeta por la calle. La gente lo tomó por loco sin comprender jamás, que lo único que Bartolomé hacía, era musicalizar la ausencia de su amor.

Pasaron dos años de ese día y hoy supe que Bartolomé falleció hace un año y medio. El loco de la trompeta murió, dicen los médicos, de muerte natural. Yo sé, después de haberlo mirado a los ojos, que murió de tristeza.
Cada tanto paso por la casa de la parra y los malvones y te juro, que sigo escuchando su trompeta.

Fernando A. Narvaez
No olviden la nueva dirección: www.fernandonarvaez.com

Update 09/04/2006: Para los que no sabían de mi musa y querían saber un poco más de ella, se las presento… ha vuelto.Mi Lady Blue

Anuncios

21 comentarios to “El Loco de la Trompeta”

  1. Ç said

    Bendito loco de amor!

  2. Guaaaaaaaaaaaauuuuuuuuuuuuuu… Felicitaciones por el nuevo dominio . com!!! (Se nos agranda, el señor…)
    Los textos siguen con la misma calidad de siempre: excelentes.

  3. Shered said

    Plis!!! ponga el feed con la nueva dirección…para el bloglines digo…

    Gracias!!! y felicitaciones.

    besos.

  4. Charol said

    Buenisimo!!!!
    Aplausos para ti!!!
    me encanto tu blog
    besos

  5. Lorena said

    Encontrar el amor, disfrutar el amor, perder el amor…., parte de la vida y sustento del poeta , del pintor y del músico.
    Huellas nuestras que van quedando grabadas en otras almas , almas que dejan su huella inquietante dentro nuestro.
    Seguro esas notas seguirán sonando únicas en los oídos de Nayla, seguro Bartolomé , seguirá acompanandola con las notas que flotan en el aire a su alredor, entregandole todo el amor posible a su manera.
    Hermoso….. , como siempre
    Beso

  6. Emma said

    Entro hoy y veo nueva dirección, nuevo template… pero una historia hermosa, igual que siempre (y ahora le conocemos la cara, Don Duende!)

    Besooossss!!!!

  7. Ç: ¡Soberbio! Loco. BESOS

    MARIA CIELO: Lo importante es, al menos, mantener la calidad. Aunque se busca mejorar. BESAZO

    SHERED: ¿Y cómo se hace eso? Igual actualizo por medio de Blogger, no se perderá nada. BESOTAZO

    CHAROL: Mil gracias. BESOTÓN

    LORENA: Encontrar, dsifrutar y perder, para volver a encontrar a disfrutar y a perder. Bartolómé no comprendió ese ciclo. BESOS

    EMMA: ¿Vio que tenía cara? BESOTE

  8. Nanny_lidia said

    Maravilloso!! Si bien la historia es triste es hermosa la manera que en quelo pones , me emocione muchisimo , gracias por compartir esta historia.

    P:D:Miles Davis es uno de mis tantos favoritos.

    Besos

  9. El Piscuis said

    Al fin das la cara Duende Maldito!!! que veo que de duende tienes poco, pero de maldito puede ser, porque escribes como los mil demonios…

    Empezé a leer la historia de refilón pero al llegar a la parte de las notas trastocadas por mirada de Nayla, se me puso la piel de gallina primero por la descripción y después por como siguió y como terminó… excelente…

    Duende una cosa, no pude suscribir la pagina con bloglines porque me dice que no encuentra la feed RSS.

    Saludos Duende

  10. GUADALUPE said

    Duende divino GRACIAS por esta historia maravillosa de amor y desamor, mientras leo, casi puedo escuchar las melancolicas notas de la trompeta de Bartolomé como siempre califiacion 10!!
    BESO AMOROSO

  11. Arwën said

    muy pero muy bonito sr.
    pobre bartolomé, las cosas que nos puede hacer el amor.

    un beso,

  12. Blondie said

    las letras fluian.. el sonido se hacia presente.. tristeza.. llanto.. alegria y esperanza.. toda una amalgama de sentimientos.. precioso post

  13. NANNY_LIDIA: Y gracias a usted por su visita y comentario. BESOS

    EL PISCUIS: ¿Lo de los mil demonios es bueno o malo? Mil gracias. Con lo del feed mantenga el del blog (de momento) ya que actualizo mediante Blogger. Ya veré como cuerno lo configuro. ABRAZÓN

    GUADALUPE: Nooooo nunca me de un 10, deme un 9,75 para seguir intentando llegar al 10. BESAZO

    ARWËN: ¿Quién pudiera realmente morir de amor? BESOS

    BLONDIE: ¡Muchísimas gracias! jamás imaginé amalgamar todo eso que usted me dice. BESOTÓN

  14. Lulet said

    Congratz por la nueva página!!!!

    Besotes!

  15. Maguila said

    Me conmoviste loco, y a mi pocos me conmueven, Cortázar y un par de bloggers medio locos nomas.
    No quiero dejar de expresar una reflexion, si se quiere jocosa, sobre ésto: “cuidado con las morochas de pechos turgentes porque te succionan lo que te queda de cordura y después se rajan” (y lo digo por experiencia, aunque no toque la trompeta). Por suerte hay algo que estas morochas del demonio nunca pueden matar….EL ARTISTA.
    Saludos y buena semana.

  16. Malena said

    Intenso.
    El sentir de la trompeta, los ojos verdes de esa mujer y Davis.

  17. LULET: Muchas Gracias. BESOS

    MAGUILA: He de incluirme entre los bloggers medio locos. Y no hace falta que sea morocha o tocar la trompeta… Cuando me falte inspiración postearé un tema de Bunbury que habla de eso. Se lo haré saber, claro.
    Y por lo general no sólo no matan al ARTISTA sino que lo alimentan. ABRAZÓN

    MALENA: ¡Qué placer que me visite! Y sobre todo que me comente, ya me voy pa’ su blog. BESAZO

  18. Repentinamente al leer, recordé a un viejo amigo.

    Transmites… =)

  19. Jorge said

    Superior, como todos tus relatos, tu calidad es inalcanzable para nosotros los simples mortales.

    Abrazos.

  20. Tam said

    Que lindo … digo no por la sensacion tan fea de saber que si se muere de tristeza…en fin…Lindo como va fluyendo el relato…
    Un abrazo Fer…

  21. ELCORTAVENAS: Gracias por su visita y comentario. Bienvenido. Y sí, todos tenemos un poco de Bartolomé, incluso nuestros amigos. SALUD

    JORGE: ¡NO exagere! que usted tiene lo suyo y mucho más contundente que lo mío. ABRAZÓN

    TAM: Gracias rulos. BESAZO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: